Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública | Revista Diabetes

Por: Leticia Hernández Dávila, MD FACE

El monitoreo de niveles de glucosa en casa es una parte importante en el manejo de pacientes con diabetes mellitus.  Sin embargo, este debe estar dirigido a lograr propósitos específicos.  La información que obtenemos a partir del mismo nos ayuda a:

  • Evaluar si nuestra terapia es adecuada para mantener nuestros niveles de azúcar dentro de los valores recomendados y realizar ajustes a la misma
  • Detectar niveles bajos de azúcar (hipoglucemia)
  • Evaluar el efecto de los diferentes alimentos o el ejercicio en nuestros niveles de azúcar

En fin, medir nuestros niveles de glucosa en casa permite que tanto nosotros como nuestros médicos conozcamos mejor y podamos diseñar el mejor tratamiento posible para nuestra condición.

Excepciones

No todos los pacientes deben medir su azúcar.  Por ejemplo, una persona que sea tratada con medicamentos orales solo necesitaría medir sus niveles de glucosa de forma temporal luego de algún ajuste a sus medicamentos para verificar el efecto en el control de su condición. Esto, al introducir medicamentos que aumenten el riesgo de hipoglucemia o al implementar cambios en el estilo de vida con el fin de determinar el efecto de ciertos alimentos o ejercicios en sus niveles de glucosa.

En aquellas personas que sí requieren medir sus niveles de glucosa, la frecuencia puede variar desde una vez al día hasta más de cuatro veces al día. Los pacientes que solo utilizan insulina basal (controla nuestra glucosa cuando no hemos ingerido alimentos) podrían requerir medir sus niveles de glucosa una sola vez al levantarse en la mañana. Esto ayudará a ir ajustando su insulina hasta llegar a la dosis requerida para mantener sus niveles de glucosa de acuerdo con las metas establecidas. Las personas que utilizan insulinas basales con insulinas prandiales (insulina que se utiliza para controlar la glucosa que obtenemos al ingerir alimentos) requieren mediciones más frecuentes. Las mediciones se pueden realizar antes de comer y/o dos horas después.

También puede interesarte:  Dr. García Mateo: “El 96% de los pacientes que tienen insuficiencia renal no lo saben”

¿Para qué sirve el monitoreo?

Este tipo de monitoreo nos sirve de guía para hacer los cambios necesarios y mantener nuestra glucosa en control luego de nuestras comidas. Un paciente que tiene conocimiento sobre conteo de carbohidratos (alimentos que se convierten en azúcar) ajusta la cantidad de insulina que se va a administrar de acuerdo con la cantidad de carbohidratos que va a consumir y al nivel de azúcar que tiene antes de comer.  Por lo tanto, se administra una cantidad mayor de insulina si el nivel de azúcar está alto o una cantidad menor si está bajo.  Esto se conoce como “corrección”.  Sin embargo, este tipo de ajuste requiere que su médico y/o su educador en diabetes le instruyan sobre cómo hacer estas modificaciones de una forma adecuada. 

Como medida de seguridad, los pacientes que viven con diabetes tipo 1 pueden medir sus niveles de azúcar antes de guiar o de manejar algún tipo de equipo peligroso o antes de realizar ejercicio. De esta manera determinan si tienen un nivel seguro de azúcar.

Métodos y dispositivos

Actualmente existen alternativas al método tradicional de monitoreo utilizando glucómetros y tiras reactivas llamadas monitores continuos de glucosa. Estos dispositivos son una excelente herramienta para aquellos pacientes que necesitan monitoreo frecuente de sus niveles de glucosa. Los monitores continuos de glucosa se adhieren a la piel del abdomen o del brazo e introducen un pequeño sensor debajo de la misma. Este sensor mide los niveles de glucosa en intervalos de pocos minutos y llevan la información a un monitor o -en algunos casos- a un teléfono celular a través de una aplicación.  Algunos de estos sensores se pueden utilizar de forma individual. Sin embargo, otros solamente pueden ser utilizados en combinación con una bomba o microinfusora de insulina.

También puede interesarte:  ¿Cómo regular los niveles de glucosa en la sangre?

Importancia

En conclusiones, el monitoreo de azúcar solo debe realizarse para lograr propósitos específicos en el manejo de la diabetes mellitus que resulten en un mejor control de la condición. Es importante que anote sus mediciones de niveles de glucosa y las lleve a sus evaluaciones con su médico, educador en diabetes y nutricionista de manera que su médico pueda tener un cuadro más claro de su control glucémico y que pueda realizar cambios a su terapia de forma segura y efectiva.

Hay que tener en cuenta que el propósito ulterior de estas pruebas es empoderarse usted mismo, hacer los ajustes necesarios según el resultado de azúcar y reconocer que ese resultado va a depender de lo que ingiera.

Este artículo hace parte de nuestra más reciente edición impresa. ¡Conócela y descárgala completamente gratis! Clic aquí.

Comentarios de Facebook