Es usual que los pacientes que tengan diabetes y sean tratados con la insulina suban de peso, esto debido a que es un efecto secundario de este tipo de tratamiento.

Cuando te inyectas la insulina, la glucosa entra a las células subiendo los niveles de azúcar en la sangre, sin embargo, si consumes más calorías de las que debes, ingresará una mayor cantidad de glucosa a tu cuerpo, aquella que no sea utilizada, se va a almacenar como grasa, provocando un aumento en el peso.

Por eso te recomendamos: 

Contar las calorías:

Procura que en tu casa siempre haya frutas, verduras y granos integrales, esto te ayudará a reducir el consumo de calorías, así mismo, puedes planificar cada comida para así usar las porciones adecuadas de almidones, frutas y verduras, proteínas y grasas. Otra estrategia que puedes emplear, es reducir el tamaño de las porciones y tomar agua entre comidas, sin embargo, antes de realizar cualquier cambio consulta con tu médico o dietista.

No te saltes comidas:

Cuando te saltas una comida, es muy probable que debido al hambre que tengas, elijas opciones poco saludables en tu próxima comida, esto también puede llegar a bajar los niveles de azúcar en tu sangre si no ajustas tu dosis de insulina.

Haz actividad física: 

El ejercicio hará que quemes calorías, provocando que bajes de peso, te recomendamos hacer 150 minutos a la semana de actividad aeróbica moderadamente intensa. Ten en cuenta que la actividad física ayudará a tu cuerpo a utilizar la insulina de manera más eficiente, sin embargo, ten en cuenta consultar a tu médico para ajustar la dosis de insulina o comer un refrigerio.

También puede interesarte:  Las dietas de bajo índice glucémico reducen los factores de riesgo de la diabetes

Consulta con tu médico sobre otros medicamentos:

Algunos medicamentos para la diabetes que ayudan a regular los niveles de glucosa en la sangre  son: metformina (Fortamet, Glucophage, otros), exenatida (Byetta), liraglutida (Victoza), albiglutida (Tanzeum), dulaglutida (Trulicity), sitagliptina (Januvia), saxagliptina (Onglyza), canagliflozina (Invokana), dapagliflozina (Farxiga), empagliflozina (Jardiance) y pramlintida (Symlin). Estos pueden promover la pérdida de peso y permitirte reducir la dosis de insulina.

Toma la insulina solo según las indicaciones:

Ten en cuenta que si reduces la dosis de insulina o incluso te la saltas, podrías perder peso, pero tendrías riesgos muy graves para tu salud, ya que tu nivel de glucosa en la sangre aumentará y también lo hará el riesgo de complicaciones de la diabetes.

Comentarios de Facebook