Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública | Revista Diabetes

La retinopatía diabética es una de las complicaciones que la diabetes podría generar, causando afectación directa a los ojos de quien la sufre. Esta anomalía genera ciertas alteraciones en los vasos sanguíneos que se encuentran en la retina del ojo.

Al inicio de esta condición, la retinopatía diabética podría no genera ningún síntoma, pero conforme va progresando se pueden evidenciar problemas leves de visión hasta el punto de que, a largo plazo, el paciente podría quedar totalmente ciego.

Existen dos tipos de retinopatía diabética:

  • Retinopatía diabética precoz: en este caso, los vasos sanguíneos de los ojos no crecen o proliferan.
  • Retinopatía diabética avanzada: aquí, los vasos sanguíneos dañados se cierran, lo que causa el crecimiento de nuevos vasos sanguíneos anormales en la retina, que podrían causar sangre en la sustancia clara y gelatinosa que ocupa el centro del ojo (vítreo).

¿Quiénes pueden sufrir retinopatía diabética?

Los pacientes que se enfrentan a un diagnóstico de diabetes tipo 1 y 2 tienen una alta probabilidad de desarrollarla. Además, entre más tiempo hayas sido diabético, mayor riesgo hay de padecer retinopatía diabética. Igualmente, si durante el transcurso de tu vida no controlaste el azúcar que había en tu torrente sanguíneo, la probabilidad de presentar esta complicación en los ojos aumenta significativamente.

Causas y factores de riesgo

Como te contamos anteriormente ser diabético y haber descuidado el consumo de azúcar aumenta el riesgo de aparición de esta enfermedad. Como resultado de estos eventos, ocurre una obstrucción de los pequeños vasos sanguíneos que alimentan la retina, lo que reduce la irrigación sanguínea. Como resultado, el ojo intenta desarrollar nuevos vasos sanguíneos, que no se forman adecuadamente y pueden sangrar fácilmente.

También puede interesarte:  Cómo tratar la salud bucal en los pacientes con diabetes

Según MayoClinic, los factores que aumentan el padecimiento de esta enfermedad son:

  • Duración de la diabetes: mientras mayor sea la duración de la diabetes, mayor es el riesgo de manifestar retinopatía diabética
  • Control deficiente de nivel de azúcar en la sangre
  • Presión arterial alta
  • colesterol alto;
  • Embarazo
  • Consumo de tabaco
  • Ser afroamericano, hispano o nativo americano

¿Qué síntomas produce la retinopatía diabética?

Todos los síntomas que genera esta enfermedad están relacionados con la visión de ambos ojos causando:

  • Manchas o hebras oscuras que flotan en la vista (moscas volantes)
  • Visión borrosa
  • Visión variable
  • Visión de colores alterada
  • Zonas de la visión oscuras o vacías
  • Pérdida de la visión

¿Cómo sé si padezco de este trastorno?

Lo primero que debes tener en cuenta para prevenir esta enfermedad es el control de la diabetes y de tu visión. Debes asistir periódicamente al médico quien trata tu condición para que sea él quien determine si eres un caso confirmado de esta enfermedad.

El embarazo podría empeorar la retinopatía diabética; por lo tanto, si estás embarazada, es probable que el oftalmólogo te recomiende otros exámenes oculares durante el embarazo.

¿Cómo prevenir la retinopatía diabética?

En la mayoría de casos, este trastorno no puede prevenirse; sin embargo, los exámenes regulares de la vista, el buen control del nivel de azúcar en sangre y de la presión arterial, así como la intervención temprana para los problemas de visión pueden ayudar a prevenir la pérdida grave de la visión.

Si eres un paciente diabético sigue estos consejos:

  • Controla tu enfermedad
  • Nivela el consumo de azúcar en la sangre
  • Pregunta a tu médico o especialista sobre la prueba de glucohemoglobina
  • Controla la presión arterial
  • Intenta tener el colesterol en bajos niveles
  • No fumes
  • Préstale atención a posibles cambios en tu visión y alerta al médico sobre ello

Comentarios de Facebook