La relación entre la enfermedad oral en general y la periodontitis en particular y la diabetes, es bidireccional y da lugar a un círculo vicioso, teniendo en cuenta que ambas patologías se agravan entre sí. Esta es la principal conclusión arrojada por un estudio llevado a cabo en el marco del estudio di@bet.es, cuyos resultados se analizaron durante el XXXII Congreso de la Sociedad Española de Diabetes (SED) 2021.

Infección, exacerbación y citocinas

“Por un lado, la diabetes supone un factor de riesgo para el desarrollo de infecciones orales, y a su vez, cuando esta infección ya está establecida, se ha visto que podría tener efecto negativo en algunas consecuencias derivadas de la diabetes. Por otro lado, la diabetes puede ser exacerbada por las bacterias y las citocinas proinflamatorias expresadas de forma gingival en los pacientes con periodontitis al entrar en la circulación sistémica. Y en el mismo sentido, las citocinas inflamatorias de los pacientes con diabetes podrían agravar la reacción inflamatoria periodontal existente y la destrucción del tejido asociada a la periodontitis”.

El Dr. Montanya comentó que si bien en el caso de la diabetes de tipo 1 hay menos evidencia (aunque se sabe que es frecuente el aumento de la gingivitis y la enfermedad periodontal en los niños que padecen esta enfermedad), en la diabetes de tipo 2 está demostrado que el riesgo de desarrollar periodontitis se incrementa tres veces, sobre todo en aquellos pacientes que tienen pobre control glucémico, y también se ha descrito asociación entre la periodontitis y las complicaciones de la diabetes, en las agudas (cetoacidosis) y de forma más clara en las complicaciones crónicas, en particular en las microvasculares (retinopatía y nefropatía diabética) y también con la presencia de enfermedad cardiovascular.

“Con estos antecedentes, en el marco del estudio di@bet.es decidimos analizar la asociación entre periodontitis y diabetes en la población española, así como la relación de esta patología oral con la presencia y riesgo de diabetes. Este análisis se realizó en dos fases: una primera de validación de un cuestionario autorreportado de salud periodontal, que permitió una estimación válida y fiable de la prevalencia de la periodontitis grave, en comparación con el examen periodontal habitual en la población española, y posteriormente la aplicación de los datos de este cuestionario a la población incluida en el estudio di@bet.es de salud oral (un total de 1.752 participantes)”, explicó el Dr. Montanya.

También puede interesarte:  La diabetes tipo 3c puede ser una primera señal de cáncer de páncreas

Los resultados de este trabajo demostraron que la periodontitis grave autorreportada estaba presente en 54,7% a 68,8% de los participantes y también que era más frecuente en los pacientes con prediabetes y diabetes.

“Este trabajo muestra alta prevalencia de periodontitis grave, que es mayor aún en las personas con prediabetes y diabetes, y de forma inversa, se aprecia mayor riesgo de diabetes en las personas con periodontitis grave”, afirmó el Dr. Montanya.

Fuente: Medscape

Comentarios de Facebook